Cómo elegir la transportadora ideal para tu gato

Publicado por Alejandra Merino en

Salir de casa es un tema cuando tienes peludos que viven contigo. Y no nos referimos a salir a una reunión o a una cita, sino a salir por unos días, ya sea un largo viaje o uno relámpago siempre surge la pregunta ¿Qué hacemos con don peludo?

Existen varias opciones. La primera, si el viaje es corto, es dejarlo solo con alimento y agua y pedirle a alguien de confianza que lo vaya a ver para que no se sienta solo, pero esto solo sirve para peludos muy independientes y bien portados. La segunda opción es buscar una pensión donde lo cuiden hasta nuestro regreso, pero esto siempre nos deja la cosquillita de si lo están cuidando bien, si no se peleara con otros peludos, etc. Y por último, la tercera opción es llevarlo con nosotros.

 

Viajar con los peludos se ha convertido en una práctica cada vez más común, ya existen muchos hoteles, restaurantes y centros turísticos pet friendly. Las aerolíneas y autobuses también te permiten viajar con ellos y eso nos da la libertad de considerar esta tercera opción como una de las mejores.

Pero para poder viajar con tu peludo debes seguir algunas recomendaciones, no es solo “agárralo y vete”, al igual que cualquier miembro de la familia debe de contar con su equipaje. Su cama o alguna cobija que le recuerde su casa, juguetes, comida, su plato de comida y agua, medicamentos, cartilla de vacunación y sobre todo una transportadora adecuada que le proporciones seguridad y tranquilidad.

Hay muchos gatos que se ponen particularmente nerviosos a la hora de salir de casa, ya no digamos subirse a un avión o a un autobús. Para ellos específicamente debemos enfocarnos en ayudarles a relajarse y esto se puede hacer dándole alguna pastilla calmante, lo mejor son aquellas que son naturales, sedar a los animales para viajar debe ser siempre nuestra última opción, ya que puede presentar complicaciones importantes, por lo que siempre debemos consultar a nuestro veterinario para que él nos diga que pastillas son la mejor opción.

El tema o punto más importante sobre nuestro viaje debe ser la transportadora, por regla, digamos, general, nuestro peludo debe poder estar de pie dentro de ella, sin que sus orejas toquen el techo, debe poder dar vueltas y recostarse sin problemas dentro de ella.

Debe tener muy buena ventilación para que tu peludo no se sienta sofocado y no sufra de ansiedad o estrés, es preferible que tenga acceso superior y lateral, esto  permitirá que puedas revisar a tu compañero sin que se salga.

Si viajas en avión, debes saber que cada aerolínea tiene sus propias consideraciones, es bueno que consultes con ella las características que tu transportadora debe tener, existen marcas que cumplen con estos requisitos y pueden ser utilizadas tanto en avión como en coche ya que tienen aditamentos especiales para poder engancharlos al cinturón de seguridad.

Es importante que sepas que si tu peludo pesa más de 10 kilos deberá de ser documentado como equipaje por lo que necesitas una transportadora rígida.

Por último y como consejo extra para que puedas disfrutar tu viaje, si en el lugar a donde vas tienen ciertas restricciones sobre los accesos con mascotas, puedes llevar contigo  la jaula para jugar, que funciona como un pequeño corral y te permite tener a tu peludo  en un solo lugar, sin que ensucie ni se escape o ande corriendo por todos lados.

Disfruta tu viaje y haz que tu peludo lo disfrute también, esto ayudará a que en futuras ocasiones se sienta más relajado, no haya estrés de por medio y sea mucho más fácil de transportar.

Compartir esta publicación



← Publicación más antigua Publicación más nueva →


0 comentarios

Dejar un comentario